EL DINERO EN ESCOCIA E IRLANDA DEL NORTE

EL DINERO EN ESCOCIA E IRLANDA DEL NORTE

Si habéis tenido la oportunidad de viajar a Escocia e Irlanda del Norte, os habréis podido percatar del uso de otros billetes que no se ven circular por el resto del Reino Unido. No se trata de una divisa distinta, puesto que su valor no es otro que el de la libra esterlina. Se trata de billetes legales emitidos por entidades bancarias privadas que circulan con total normalidad entre la población.

Desde hace tiempo siete bancos privados están autorizados por el Banco de Inpunt1glaterra a emitir sus propios billetes de libra para la circulación. Se trata del Royal Bank of Scotland, el Bank of Scotland y el Clydesdale Bank en Escocia y el Ulster Bank Limited, el Bank of Ireland, AIB Group y el Northern Bank Limited en Irlanda del Norte. La condición indispensable para disfrutar de esta autorización consiste en que estas instituciones deben respaldar los billetes que emiten a través de activos por el mismo valor. Estos activos pueden ser billetes del Banco de Inglaterra (es decir, los que habitualmente usamos en el Reino Unido) así como depósitos en el propio Banco de Inglaterra.

Lo más curioso de las libras escocesas y norirlandesas es que son billetes legales, ya que están plenamente autorizados por las autoridades monetarias del país, pero no son estrictamente de curso legal, porque no existe la obligatoriedad de aceptarlos. Esto es así porque la ley en Escocia e Irlanda del Norte (distinta de la que rige en Inglaterra y Gales) no contempla la figura del curso legal (legal tender), y como consecuencia no se plantea una obligación legal de aceptar este dinero o el del Banco de Inglaterra. Esto, en cualquier caso, no supone ningún obstáculo para la circulación de la libra en estos territorios ya que todos los billetes, tanto del Banco de Inglaterra como de los siete bancos autorizados, son aceptados entre la población (aunque, por otro lado, es muy posible que no sean aceptados en territorio inglés)

Y, por supuesto, constituyen una verdadera delicia para los coleccionistas de billetes, ya que pueden tratar de conseguir la mayor variedad posible durante su estancia en estas tierras. Todo esto, por cierto, es aplicable solo a los billetes, puesto que las monedas solo pueden ser emitidas por el estado, nunca por instituciones privadas.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?